RESEÑA Jimmy Olsen, el amigo de Superman, de Matt Fraction y Steve Lieber

«Creo que esta tontería ya ha durado suficiente… ¿no le parece?»

Jimmy Olsen, el amigo de Superman es una miniserie de 12 números (Superman’s Pal Jimmy Olsen #1-12) publicada originalmente por DC Comics entre septiembre de 2019 y septiembre de 2020 y que cuenta con guiones de Matt Fraction y dibujo de Steve Lieber.

Jimmy Olsen no es únicamente el mejor amigo de Superman, sino que también es un intrépido periodista que no para de meterse en multitud de líos imposibles y de crearse tanto amigos como enemigos en cualquier rincón del Multiverso, ya esté en Metrópolis o Ciudad Gorila. Pero al parecer, sus últimas actuaciones no han gustado a ciertas personas y han puesto una diana en su cabeza… ¡alguien quiere matar a Jimmy Olsen!

Con Brian Michael Bendis como guionista al mando de las dos series regulares del héroe de Metrópolis (Superman y Action Comics), el entorno de Superman recibió especial atención por parte de DC Comics, no sólo preparando las colecciones regulares con una miniserie previa (El Hombre de Acero), sino que Bendis sembró las semillas de su primer evento en la editorial (El Incidente Leviatán) en Action Comics. Pero la cosa no quedó ahí, ya que a finales de 2019 comenzó la publicación de dos miniseries protagonizadas por dos de los principales secundarios de Superman, y además ambas con equipos creativos potentes: Lois Lane, de Greg Rucka y Mike Perkins y la que hoy nos ocupa; Jimmy Olsen, el amigo de Superman, de Matt Fraction y Steve Lieber.

Mientras que, como ya comentaba en la reseña de Lois Lane, la miniserie guionizada por Greg Rucka bebía de las consecuencias y sucesos de El Incidente Leviatán, Jimmy Olsen se sitúa en el extremo opuesto y empieza totalmente a su aire, sin preocuparse demasiado por los eventos del resto del Universo DC o Superman, más allá de ciertos puntos fundamentales (como puede ser la gran revelación que tuvo lugar en el Superman #18), pero aún así son sucesos circunstanciales y que no tienen importancia en la historia, lo que hace que Jimmy Olsen sea una lectura totalmente independiente y que se pueda leer en cualquier momento sin necesidad de lecturas previas, más allá de un mínimo conocimiento del mundo de Superman.

Precisamente la palabra independiente le va muy bien a esta serie, ya que Matt Fraction, muy desvinculado actualmente del cómic más mainstream, se lleva el tebeo a su territorio y hace un trabajo muy en la onda de editoriales como Image Comics, con un tono muy desenfadado, una estructura muy peculiar, unos recursos muy personales y una acción alejada de cualquier historia medianamente realista que se pudiera dar en el cómic de superhéroes. Todo esto hace que Jimmy Olsen, el amigo de Superman, presente una lectura muy fresca y original, un soplo de aire fresco ideal para desintoxicarse de lecturas más típicas.

Lejos de lo que pudiera parecer por lo que acabo de decir, que el tono de la serie sea tan distinto al que acostumbran los tebeos de universos superheroicos, no significa que Matt Fraction se desentienda del contexto e historia de Jimmy Olsen; al contrario, lo abraza a su manera y nos arroja guiños a su trayectoria con esa pátina un poco pasada de moda que le van muy bien, además de contribuir él mismo a aumentar un poco el background del personaje.

La estructura de Jimmy Olsen, el amigo de Superman es particular. Que nadie espere un cómic lineal, porque en ningún momento va a tenerlo, ni siquiera hacia el final de la maxiserie. Continuamente, la narración aparece fragmentada en pequeños relatos de extensión variable, pero que no van mucho más allá de 3 o 4 páginas, y que están ambientados en puntos muy distintos en el tiempo y en el espacio. Así, continuamente nos van llegando retazos de información, sin ninguna conexión en apariencia, aunque poco a poco, se va viendo de que sí que hay cierto esquema, y que el desorden sólo es un recurso para aumentar un poco la complejidad y frescura de la serie y hacer que el lector no pierda el interés en ningún momento al tener que estar continuamente atento.

Pero la estructura no sólo es un recurso para la experiencia de lectura de la serie, sino que es un elemento fundamental para establecer el tono de la misma. Las historias siempre vienen precedidas por textos introductorios que recuerdan mucho a los cómics más clásicos, en los que un narrador ponía al lector en contexto de una manera inocente, pero esta vez la finalidad, más allá de que el lector sea consciente de qué está leyendo (esto se agradece especialmente al principio) añade un poco de textura a esa pátina humorísticamente tontorrona que tiene la serie, aunque es cierto que al final me llegó a cansar un poquitín esta estrategia por los grandes cuadros de texto al inicio de cada parte, que se me acabaron haciendo un poco pesados.

Saltos hacia atrás y hacia delante, flashbacks de los orígenes de las familias Olsen y Luthor, así como de Metrópolis, locuras en Ciudad Gorila, transformaciones imposibles, otro universos, invasiones intergalácticas, tramas policíacas, supervillanos ridículos y fracasados… una mezcla aleatoria pero con cierto equilibrio de gags, locura, tonterías y desarrollo de la trama donde el protagonismo se centra en Jimmy Olsen, pero no quitará que sus hermanos, Lois Lane, Superman, Batman, Lex Luthor, Jix, Metamorfo o Jim Corrigan (no, no me refiero al de la ira de Dios) tengan su tiempo para que les cojamos cariño.

Una cosa es innegable, la serie es un poco chorra, no en el mal sentido, sino porque es lo que el autor busca a todas luces. Está plagada de situaciones cómicas con un humor un tanto tontorrón que hacen que sea de todo menos seria. Personalmente, salvo en algún momento muy puntual no ha conseguido hacer que me ría, pero sí que me ponía un poco de humor, ya que tampoco creo que busque la carcajada, sino más bien hacer que el lector entre en situación y pase un rato ameno con una historia un tanto ridícula pero que al final funciona muy bien dentro de esos términos, y a mí me deja buenas sensaciones.

Jimmy Olsen al final es un cúmulo de pequeñas comedias de situación con un tono un poco chorra donde el gag prevalece sobre el dramatismo. Un viaje continuo, desde el pasado al futuro, desde el futuro al pasado, de Metrópolis a planetas lejanos o realidades distintas, con el único objetivo de esclarecer qué narices está pasando. Un ritmo dinámico, fluido y fresco que gustará a muchos pero que seguramente espante a otros. En definitiva, Jimmy Olsen es un cómic diferente y muy especial, especialmente teniendo en cuenta que ha sido publicado por una de las dos majors, por lo que yo creo que todo el que le apetezca una lectura distinta, debería darle una oportunidad, porque seguro que pasará un buen rato con una sonrisilla constante durante la lectura. No me parece al nivel de otras obras que podrían resultar similares al mezclar la comedia con los superhéroes, como pueden ser Los Enemigos Superiores de Spiderman o el Hombre Hormiga de Nick Spencer, pero también es cierto que el registro y el tipo de humor son muy distintos y puede que sea más una cuestión de gustos personales.

Lo que está claro es que, si te apetece una aventura alocada, a veces sin pies ni cabeza, pero divertida y original, Jimmy Olsen, el amigo de Superman, seguro que cuadra con tus planes. Personalmente, mis sensaciones durante la lectura han sido un poco contrarias, en ocasiones estaba realmente dentro del juego y me divertía mucho, y otras veces me acababa cansando tanto histrionismo y se me hacía un poco pesada la lectura. ¿Me ha gustado? Sí, pero quizá tener menos números le habría sentado mucho mejor, porque al final, lo que es hilo conductor es sencillo, y es más todo ese decorado un tanto surrealista y alocado lo que hace la serie, y quizá en una dosis menor habría funcionado todo el rato, no a rachas. Aún con todo, como decía previamente, me parece una lectura recomendable y que puede ayudar para eliminar un poco la saturación producida por otro tipo de series.

Como nota final, justo el día anterior a la publicación de esta reseña, se han revelado los nominados a los Premios Eisner 2021, y Jimmy Olsen, el amigo de Superman está nominado en nada más y nada menos que 4 categorías: Mejor Serie Limitada, Mejor Serie de Humor, Mejor Rotulista y Mejor Guionista (estos dos últimos no son exclusivos de la serie, sino de sus participantes, pero Jimmy Olsen, el amigo de Superman es una de las obras por las que están nominados).

ACTUALIZACIÓN: Finalmente, Jimmy Olsen ha ganado dos Eisner, el premio a mejor serie limitada, y el premio a mejor publicación humorística. Enormemente exagerados los méritos, en mi opinión, incluso las nominaciones, pero supongo que algo verían en la serie para entregarle los galadornes. Yo por mi parte, veo un cómic fresco y divertido, pero que no destaca tampoco demasiado.

Apartado Gráfico

El artista detrás del dibujo de esta maxiserie no es otro que Steve Lieber, un dibujante que está muy ligado a series de corte humorístico como pueden ser The Fix, Hombre Hormiga, Los Enemigos Superiores de Spiderman o este Jimmy Olsen, el amigo de Superman. Su estilo es limpio y muy claro, pero con un acabado y un resultado más común en el cómic independiente que en el cómic superheroico, lo que le va ideal a la serie. A mí Lieber me encanta, cómo sabe darlo todo tanto en los momentos de acción como en los de pausa, cuidando las expresiones de los personajes y con una narración gráfica súper fluida. El compañero ideal para que la idea que tenía en mente Matt Fraction pudiera llevarse a cabo.

El color de Nathan Fairbairn es simplemente perfecto para la serie, no sólo para darle vida y ambientar, sino porque sabe adaptarse al tono del cómic y darle frescura con la paleta de colores.

Ediciones

En Estados Unidos, aparte de las doce grapas originales, la miniserie ha sido reeditada al completo en un tomo integral TPB, que tiene por título Superman’s Pal Jimmy Olsen: Who Killed Jimmy Olsen?

En España, ECC Ediciones ha tenido a bien traernos tanto Lois Lane como Jimmy Olsen, el amigo de Superman (dos miniseries de 12 números, de carácter autoconclusivo, con autores potentes y que surgen en el mismo momento a raíz de la cabecera de Superman), en un formato genial; la grapa doble. Al precio de 3,50€ han ido recopilando dos números americanos por grapa, con buena calidad e incluyendo siempre las dos portadas regulares y las dos variantes, para que en 6 grapas, ambas series, cada una por su lado, estén finalizadas con la agradable posibilidad de ir leyéndolas mes a mes. Al final, cada miniserie sale por 21€, lo que me parece un precio justo.

Por otro lado, cabe destacar que cuando escribo esto (mayo de 2021) ambas series terminaron no hace mucho su publicación en España, y viendo las tendencias de publicación de ECC, no me extrañaría que antes de que finalice el año, veamos ambas cabeceras (Lois Lane y Jimmy Olsen) publicadas en sendos tomos integrales en cartoné, siguiendo la edición americana.

ACTUALIZACIÓN: El 5 de octubre de 2021, ECC Ediciones publicará un integral con la serie completa, en formato cartoné, por 33€. A este precio me cuesta recomendarla tanto, a no ser que alguien tenga muy claro que le va a gustar, porque la serie tampoco es nada del otro mundo. Las grapas, que salen por 21€ (y en el mercado de segunda mano, más baratas), si que me parecen recomendables.

¡Tu opinión importa! Hazme saber qué te ha parecido a ti este cómic un poco más abajo, en la sección de comentarios, o déjame cualquier duda que te surja y estaré encantado de intentar ayudarte. Por supuesto, puedes hacerte seguidor de la página o seguirme en twitter en @PnoiaSecuencial ¡Es gratis! ¡GRATIS!

2 comentarios sobre “RESEÑA Jimmy Olsen, el amigo de Superman, de Matt Fraction y Steve Lieber

Agrega el tuyo

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Web construida con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: